Peruana Graña y Montero se adjudica ampliación de Minera Spence de BHP, pese a escenario judicial

Graña y Montero, la mayor constructora de Perú, confirmó que será responsable del proyecto de ampliación de Minera Spence, propiedad de BHP, al tiempo que llamó al Poder Ejecutivo de Perú a dejar sin efecto una ley anticorrupción que afectaría a esa empresa.

Graña y Montero está en plena batalla por reducir el impacto que dejó su ex-socia brasileña Odebrecht, envuelta en casos de corrupción.

Augusto Baertl, presidente del directorio desde marzo, afirmó que la compañía mantendrá su foco de negocios en grandes iniciativas de desarrollo minero, sin fejae de lado otros ámbitos, incluso las obras públicas.

En Perú, GyM tiene en su futuro proyectos de cobre como Quellaveco y Mina Justa, cuyos propietarios planean en forma separada confirmar sus desarrollos en los próximos meses.

“El año entrante AngloAmerican anuncia que licitaría las obras en Quellaveco y estamos en contacto. Con AngloAmerican tenemos mucha relación debido a proyectos que tenemos con ellos en Chile”, afirmó Baertl en una entrevista con Reuters.

“Y en Mina Justa -controlado por la peruana Minsur- se baja la bandera en cualquier momento. Estamos obviamente en permanente contacto con la empresa ávidos de ser invitados y participar en su desarrollo”, agregó el ejecutivo.

Para la construcción de Quellaveco se contempla una inversión de US$ 5.000 millones y para Mina Justa unos US$ 1.500 millones.

Baertl dijo que la empresa tiene actualmente un “backlog” o cartera de proyectos vigente de US$ 3.200 millones, de los cuales un 66% pertenece al sector privado, un 28% son concesiones y un 6% obras públicas

Baertl manifestó además que mantendrá sus proyectos de desarrollo en México, Colombia, Panamá y en Chile. “Acabamos de recibir el encargo para construir una planta de chancado en la ampliación de las instalaciones de la Mina Spence, de BHP Billinton en Chile, de unos US$ 130 millones”, dijo.

Flanco judicial

Graña y Montero, cuyas acciones en Lima y Nueva York han caído dramáticamente este año, fue golpeada por la cancelación de un proyecto de gasoducto de US$ 7.200 millones, controlado por su socia Odebrecht.

Según la fiscalía, el ex-jefe de Odebrecht en Perú, Jorge Barata, dijo que las socias de la brasileña participaron en los sobornos al expresidente peruano Alejandro Toledo para asegurar contratos.

El ejecutivo dijo además que espera que el presidente Pedro Pablo Kuczynski rechace una ley aprobada por el Congreso, que impone sanciones financieras a empresas que hayan sido socias de firmas envueltas en sobornos. “Vulnera la presunción de inocencia” y pondría en riesgo las operaciones, apuntó.

Reuters contribuyó en este artículo

 

MineríaHoy.NET, Medio Colaborador de Expomin 2018
MineríaHoy.NET, Medio Colaborador de Expomin 2018

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*